Tratado de Caratulogía Pink Floydiana

separador

© Rubén Andrés Martínez Arias

 

Capítulo 2

separador

A Saucerful of Secrets

 

 

La carátula de “A Saucerful of Secrets” contiene varios elementos mezclados en un collage.  Fue diseñada por “Hipgnosis” empresa de diseño fundada por Storm Thorgerson (antiguo compañero de Waters, Wright y Mason en el politécnico donde estudiaban) y Aubry “Po” Powell.

 

Esta fue la primera vez que Pink Floyd contrató a un diseñador externo a EMI (antes en EMI sólo los Beatles habían tenido esa libertad), y fue la primera carátula diseñada por la recién fundada “Hipgnosis” quienes luego pasarían a diseñar muchas más carátulas y a realizar trabajos gráficos para numerosos artistas (incluyendo -pero no limitados a- Zeppelin, Roy Harper, T-Rex, Alan Parsons Project, Yes, Peter Gabriel, Scorpions)

 

La carátula muestra un collage de diferentes elementos que incluyen fotografías y algunas ilustraciones.

 

 

La foto de la banda (centro izquierda) se tomó con una película especial infrarroja desarrollada originalmente para reconocimiento aéreo.

 

 

Entre los elementos de la carátula se destaca claramente esta página de un cómic:

 

Strange Tales #158,  pg. 6 (Marvel Comics, Julio de 1967).
Dr. Strange se enfrenta con el Tribunal Viviente, quien anuncia su intención de destruir la Tierra dado su potencial de maldad.  Durante el desarrollo de la historia Dr. Strange intercede y eventualmente convence al Tribunal de no destruir la Tierra.

 

 

También se encuentra una ilustración arcana de alquimia:

 

Johann Daniel Mylius, Opus medico-chymicum, 1618.

 

 

 

 

La contracarátula original británica mostraba otro collage, esta vez de fotos de los integrantes del grupo:

 

 

 

 

La contracarátula norteamericana usaba las mismas fotos, pero montadas de un modo ligeramente diferente:

 

 

 

 

Nótese cómo en ambas versiones, el apellido de David Gilmour está mal escrito (Gilmore).

 

 

 

En los primeros prensajes en CD de este álbum, Gilmour seguía siendo Gilmore.

 

 

El error sólo se corrigió hasta la serie de CDs Remasters en 1992.

En la caja conmemorativa “Oh By the Way” (2007) el error se repite.